web analytics
Noticias de Río Negro y Neuquén

Laboratorio de biología molecular permitirá analizar en el hospital de Bariloche casos de hantavirus

El laboratorio de biología molecular del hospital Zonal Bariloche se encuentra en su última etapa de construcción.

Ya se cuenta con el equipamiento y personal técnico de INVAP S.E realiza las instalaciones eléctricas con requisitos específicos para su funcionamiento.
Su inauguración permitirá acelerar la detección de casos de hantavirus entre otras enfermedades virales como bacteriológicas.

En ese marco, el director del Hospital “Ramón Carrillo”, Leonardo Gil, explicó que “estamos en proceso de finalizar la sala de biología molecular donde estarán las máquinas para hacer diagnósticos de hantavirus y procedimiento de otras infecciones, previa homologación de los equipos por parte de entidades nacionales”.

Asimismo detalló que “allí irán las máquinas PCR RealTime que donó la empresa ALTEC, y ya están llegando los reactivos. Estamos reacondicionando el lugar, tarea que está a cargo de técnicos de INVAP, además estamos en proceso de instalar la campana de alta bioseguridad necesarias para este tipo de instalaciones, ya están las mesadas de acero inoxidable y se está haciendo la compra de freezer y heladera para la conservación de los reactivos”.

Sobre lo que significa la creación de este laboratorio, Gil, destacó que “lograremos un avance cualitativo del 100% porque con esta tecnología podremos hacer el diagnóstico de patologías infecciosas, con el método gold estándar que es con el que se debe hacer el diagnóstico. De esta manera el análisis de ADN de las partículas que se infectan se detectan con la mínima expresión del código genético dentro de la muestra”.

“El objetivo del laboratorio de biología molecular es poder hacer diagnósticos de hantavirus, micoplasma, norovirus, influenza, brotes de enfermedades virales. Y todo aquello donde debamos buscar ADN o ARN viral o bacteriano dentro de las muestras que se remitan a esta área”, agregó.

Más adelante, sostuvo que “seremos referentes en el sector público de la región, aún cuando INTA y el Centro Atómico cuentan con maquinarias similares pero se dedican a la investigación, en nuestro caso será para la atención de los pacientes”.

En cuanto a otros de los beneficios, Gil mencionó que “permitirá reducir los tiempos para realizar diagnósticos lo que facilita el inicio del tratamiento, especialmente por nuevas tendencias en las que se necesitan si o si el diagnóstico para empezar a dar las medicación. Además en casos de brotes te permite hacer muestreos a la población conviviente antes de la presentación de síntomas”.